¿Qué país de Europa es el líder en la utilización de la energía eólica?

Energías renovables por país

La energía eólica terrestre es un pilar fundamental de la transición de Alemania hacia la generación de electricidad con bajas emisiones de carbono y se ha convertido en una de las fuentes de energía más importantes del país. Esta ficha informativa examina los actores más importantes del sector eólico alemán, el apoyo financiero a esta tecnología y su futuro en un mundo que apuesta cada vez más por las energías renovables, pero que plantea retos a nivel nacional. [ACTUALIZACIÓN 2022 Reforma de la ley de energías renovables “Paquete de Pascua”].

Alemania lleva muchos años liderando la instalación de energía eólica terrestre en Europa, tiene el mayor mercado de la región con diferencia y es líder mundial en el desarrollo de esta tecnología. Pero las empresas alemanas de energía eólica han pasado apuros en los últimos años, ya que en 2019 la expansión nacional cayó al nivel más bajo en dos décadas. La construcción de nuevas turbinas ha vuelto a repuntar, pero en 2021 seguía al mismo nivel que diez años antes. Pero el sector puede esperar un rápido cambio de tendencia, ya que tendrá que encabezar el impulso del país hacia una mayor independencia energética tras la invasión rusa de Ucrania. En abril de 2022, el Gobierno publicó su “Paquete de Pascua” de reformas de la política de energías renovables, que incluye más del doble de la velocidad de expansión de la energía eólica terrestre.

Países con más energías renovables

En diciembre de 2017, la Unión Europea tenía una capacidad eólica total instalada de 169,3 gigavatios (GW). En 2017, se instaló un total de 15.680 MW de energía eólica, lo que representa el 55% de toda la nueva capacidad de energía, y la energía eólica generó 336 TWh de electricidad, suficiente para abastecer el 11,6% del consumo de electricidad de la UE[2].

  ¿Cuáles son las ventajas y desventajas de la energía eólica?

En el futuro, es probable que la energía eólica siga creciendo en la Unión Europea. Según un informe de la Agencia Europea de Medio Ambiente, la energía eólica puede desempeñar un papel importante en la consecución de los objetivos europeos en materia de energías renovables[3].

La Asociación Europea de la Energía Eólica (ahora WindEurope) ha calculado que en 2020 se habrán instalado en Europa 230 gigavatios de capacidad eólica, de los cuales 190 GW en tierra y 40 GW en el mar. Esto produciría entre el 14% y el 17% de la electricidad de la UE, evitaría 333 millones de toneladas de CO2 al año y ahorraría a Europa 28.000 millones de euros anuales en costes de combustible[4][5].

En 2014, la energía eólica en Dinamarca proporcionó alrededor del 39% de la electricidad doméstica danesa[8][9] y Dinamarca es un país líder en energía eólica en el mundo. Los daneses fueron pioneros en el desarrollo de la energía eólica comercial en la década de 1970 y, en la actualidad, casi la mitad de los aerogeneradores de todo el mundo son producidos por fabricantes daneses como Vestas y Siemens Wind Power[10].

Fuentes de energía renovables

Para aquellos con poco más que un interés pasajero en tales asuntos, esta historia probablemente parezca una que veremos cada vez más; una historia de cooperación europea, grupos alemanes e irlandeses que trabajan juntos para desarrollar una importante fuente de energía renovable para un futuro más ecológico.

  ¿Cuánto cuesta la energía eólica?

Desde 2017, la energía eólica ha sido la principal fuente de energía renovable de la UE para la generación de electricidad, con alrededor del 14% del consumo total bruto de electricidad de la UE-28 procedente de ella, y el 30% procedente de fuentes renovables en general.

WindEurope, una asociación con sede en Bruselas que promueve el uso de la energía eólica en Europa, ha publicado un nuevo informe que hace hincapié en la importante incertidumbre sobre cuánto crecerá la capacidad de energía eólica en Europa hasta el año 2023.

Haciendo hincapié en la medida en que los gobiernos europeos apliquen ambiciosos Planes Nacionales de Energía y Clima (NECP) -el marco por el que las naciones de la UE tienen que planificar ahora sus objetivos climáticos y energéticos-, el informe advierte de que si estos planes son poco ambiciosos, Europa instalará mucha menos energía eólica de la que podría instalar.

Estadísticas de la energía eólica

La gravedad de la actual crisis energética pone en peligro el futuro de Europa como líder en energías renovables y su libertad para tomar decisiones energéticas independientes. La industria eólica puede contribuir a dotar a Europa de seguridad e independencia energética a través de fuentes domésticas, limpias y competitivas, pero sólo si los gobiernos europeos actúan con rapidez para garantizar que sea tratada como una industria estratégica.

Con esta idea en mente, Siemens Gamesa, pionera y uno de los líderes mundiales del sector, ha publicado hoy su libro blanco “La soberanía energética de Europa está en peligro inminente: por qué necesitamos la industria eólica europea – y cómo salvaguardarla”. El libro blanco subraya cómo las recientes presiones excepcionales sobre la industria eólica han llevado a una situación financiera difícil, y las medidas que pueden aplicarse a escala europea para mitigar estos riesgos y hacer realidad la transición hacia la energía verde.

  ¿Por qué se paran los molinos de viento?

Aunque los beneficios de la energía eólica a escala de servicios públicos son bien conocidos, el Libro Blanco pide que el sector en su conjunto sea declarado industria de importancia estratégica, a fin de poder instigar la tecnología y la capacidad necesarias para cumplir el Pacto Verde Europeo.